5 consejos para mantener tu ropa de cama como el primer día

Si quieres ahorrarte algunos euros en la tintorería cada vez que intentas resucitar tus sábanas o colchas, te recomendamos que sigas estos 5 prácticos consejos que te ayudarán a proteger y prolongar la vida útil de tu ropa de cama.

 

ropa-de-cama

1º Lavar antes de usar:

Cuando compramos cualquier prenda textil, ya sea un juego de sábanas o un simple protector de colchón, es muy importante realizar un primer lavado rápido antes de estrenarlas en nuestra preciosa cama.

Aunque normalmente ya vienen limpias de fábrica, nunca está de más darle un lavado previo para eliminar cualquier residuo. Además, después de ser lavadas cojen un tacto mucho más suave y un olor bastante más familiar.

2º Airear antes de hacer la cama.

Aunque no todo el mundo lo tiene en cuenta o simplemente le da pereza, airear las nuestras prendas textiles antes de hacer la cama, es importantísimo tanto para tí como para el cubrecama, ya que en ellos se almacenan ácaros y otros residuos que pueden ser perjudiciales para tu salud y puede afectar también a la duración, mantenimiento y vida útil de la prenda en cuestión.

Por lo tanto, entre lavado y lavado, es muy recomendable airear nuestras sábanas para mantener su frescura y conservación.

3º Etiquetas de lavado.

Las etiquetas de lavado son realmente importantes y hay que tenerlas muy en cuenta si queremos evitar que se nos destiña la ropa, salgan bolas en el tejido o simplemente aparezca algún tipo de desperfecto.

Cada prenda textil tiene unas especificaciones de lavado concretas en función de su composición, ya sea de algodón, poliéster, seda etc. Y hay que seguir estrictamente sus etiquetas de lavado antes de aventurarnos a lavarlas sin saber las consecuencias. De esta forma evitaremos decepciones antes de afirmar que los tejidos no tenían la calidad o las expectativas esperadas.

4º Almacenaje.

Durante cada estación del año se suele cambiar el tipo de cubrecama, por lo que a la hora de almacenar la ropa de cama, si queremos mantenerla en buen estado, es muy recomendable seguir los siguientes trucos.

-Lavar antes de guardar.

-No almacenar las prendas textiles dentro de cajas de cartón.

-Colocar saquitos perfumados entre las prendas para prevenir las polillas y para conservar la ropa con un buen olor.

– Utilizar espacios muertos de la casa donde no molesten, como el clásico “debajo de la cama”.

5 Planchado.

Siguiendo el consejo número 3, antes de planchar debemos comprobar que realmente podemos usar una plancha convencional para realizar el planchado de la pieza.

Antes de de planchar, hay que tener en cuenta que el tiempo de secado de nuestras prendas no sea muy elevado, así evitaremos que se arruguen demasiado y nos sea casi imposible dejarlas lisas.

Para aquellas piezas que contengan bordados, es recomendable realizar el planchado dándoles la vuelta.

Como las piezas textiles de ropa de cama suelen ser bastante más grandes en comparación con las prendas de vestir convencionales, es recomendable colocar las sábanas, colchas o fundas nórdicas, directamente sobre la cama, para realizar el planchado desde ahí.

Los servicios de tintorería son muy recomendables de vez en cuando. Allí realizan tratamientos especiales tanto para el lavado como para otros procesos de conservación que ayudarán a mantener tus prendas como el primer día.

Sobre S3L3N1TY

Un comentario

  1. Buenos consejos, los pondré en practica sin lugar a dudas

¡Comenta!

x

Check Also

Tantra, el mejor camino para el autoconocimiento

El Tantra propone el camino hacia la iluminación,pues se trata de una disciplina surgida en ...

cancelacion-de-vuelo

Vuelo cancelado, Derechos y compensaciones económicas

Los viajes en avión se suceden a gran escala durante todo el año. No obstante, ...

Retos para el nuevo año y  vivir mejor

Suele ser habitual que de cara a finalizar el año muchas personas se planteen nuevos ...